Radiador eléctrico económico: información relevante en 2019

ampoule

La calefacción es uno de esos servicios esenciales, sobre todo en época de invierno e incluso en otoño. Conseguir un buen sistema de calefacción no siempre es una elección sencilla, particularmente cuando hablamos de una inversión considerable. Al respecto, debemos sumar, consumo, valor del equipo y eficiencia energética, todo en un solo paquete. Una solución para algunos de nosotros es el radiador eléctrico económico. Útil, portátil, sencillo de manejar, tiene por supuesto sus contras, pero a continuación te damos información relevante acerca del radiador eléctrico económico.

Si deseas conocer más acerca la calefacción con radiadores en casa, radiador eléctrico en casa, radiador inercial eléctrico, precio radiador eléctrico, visita nuestro portal.

Radiador eléctrico, calefacción, radiador económico, precios Radiador el&eacute

¿Qué es un radiador y cómo funciona?

Para poder pensar en adquirir un radiador eléctrico económico, primer debemos saber de qué se trata y como funciona. Es un aparato pequeño, especializado en brindar calor a través de rejillas o colmenas de difusión calórica. Por supuesto, funciona con una fuente de energía que puede ser diversa, desde gas, hasta conexión eléctrica.

Características de un radiador

Como su nombre indica lo que hace es irradiar calor a través de su estructura funcional y es de corto alcance. En muchos casos es un equipo portátil o su instalación es muy sencilla por lo que es fácil de desmontar. Una de sus características básicas es que es fácil ponerlo en funcionamiento porque no requiere de instalaciones complicadas.

Tipos de Radiadores

Recuerda que los radiadores funcionan con un fluido que se calienta en su interior y el mismo emite calor. Una tubería contiene el fluido, normalmente agua y la circula para la emisión correspondiente a la que se denomina choque o impacto térmico. Es decir, el cambio de temperatura que el aparato ofrece una vez que esté en funcionamiento. Por ello, para escoger un radiador eléctrico económico debemos identificar primero los tipos que existen.

Radiadores de agua

Todos funcionan con un fluido, pero en este caso, hacemos referencia al equipo que dispone de una central de alimentación. El agua se calienta en un sector del inmueble y una vez que alcanzan la temperatura adecuada, se traslada a los radiadores. Los hay de hierro fundido, aluminio o de chapas de acero. Son comidos en cuanto a su utilización y comunes en su adquisición.

Ventajas y desventajas del radiador de agua

En lo positivo diremos que son económicos, que pueden ajustarse a nuestras necesidades específicos y que se controlan con facilidad. Su inercia es alta por lo que pueden calentar un ambiente con relativa rapidez y economía. En lo negativo, son muy estáticos, una vez que los colocamos, ahí quedaron. Aun cuando existen materiales resistentes, siempre tienen la posibilidad de oxidación y la alimentación puede disminuir su efectividad.

Radiadores eléctricos

Funcionales, pequeños, adaptables, son algunos de los adjetivos que podemos adosarles con propiedad. Se trata de equipos que funcionan a nivel portátil y que requieren de una fuente de energía eléctrica para su desempeño. Acondicionan rápidamente porque alcanzan su tope térmico con resistencias que calientan el fluido y las tuberías.

Ventajas y desventajas del radiador eléctrico

En cuanto a sus ventajas, son de alta gama, es posible encontrar diseños variados y adaptarlos a cada ambiente. En líneas generales pueden ser ubicados en todo espacio disponible y existen modelos eficientes con termostatos inteligentes. Estos últimos puede aplicarse en inmuebles con tarifas de discriminación horaria en los que funcionan adecuadamente. Su limitación más importante es la del espacio que cubren, porque el rango es pequeño, según su propia dimensión. A través de este artículo, te informaras en torno a las características de este tipo de equipos.

Costes asociados al radiador eléctrico económico

Este tipo de radiadores tienen una ventaja sobre otro tipo de equipos, son pequeños y portátiles. Más allá que los coloques en una ubicación permanente, pueden moverse con cierta relativa facilidad. Por ello, los costes de instalación son mínimos. Lo ideal es combinar el radiador con la elección de su ubicación, así como con un proceso de diagnóstico del área. De esta forma optimizamos su rendimiento y por lo tanto el consumo que este aparato realiza. En este artículo puedes revisar los procedimientos para la instalación de radiadores eléctricos.

Precios y marcas

A continuación, te presentamos algunas opciones revisadas en varios sitios de Internet y promediando sus precios y características.

AEG RA 5587

Este es un equipo sofisticado de amplio rendimiento de un diseño moderno y de línea suave. Funciona con aceite por lo que su rango inercial es maravilloso. Tiene un temporizador por lo que puedes armonizarlo con el consumo de discriminación horaria. Su coste promedio: 57 Euros.

EWT NOC ECO 15 TLS

Diseñado para quienes se preocupan por el ambiente, porque funciona con agua, con diferentes niveles de trabajo. Los fabricantes garantizan que consume 1/3 de la energía en relación con los de aceite. Su rango de eficiencia es algo pues calienta nada más encender el aparato. Su coste promedio: 79,19 Euros. Un poco más alto, pero mídelo en función del ahorro en energía. Si requieres de un equipo de calefacción de uso constante, este es tu amigo.

De'Longhi Radia S

Equipo de alta autonomía e inteligencia digitalizada. Posee un rango de trabajo optimizado con una batería que distribuye el calor más eficientemente. Tiene una función anti-hielo y, además, temporizadores que optimizan el rendimiento. Se le considera una tecnología de vanguardia. Su precio es un poco alto, pero parece justificarlo con el ahorro de energía: 120 euros.

Einhell FH 800 Calefactor

Con una potencia de 800 W y un diseño agradable y capaz de amoldarse ambientalmente, es una alternativa económica. Es portátil y su estructura relativamente liviana, es toda una opción. Además, almacena calor por lo que puede disponer de trabajo a pesar de estar apagado. Su precio promedio es de 75 Euros. La relación coste valor es altamente positiva y su diseño puede ser aprovechado en diferentes espacios.

Los radiadores eléctricos económicos son fundamentalmente una opción de segundo orden. Lo ideal es contar con un equipo diseñado a medida de tus necesidades. Pero en ocasiones esto es tan difícil que lo mejor es poder adquirir este tipo de aparatos. Además, los avances en condiciones para el manejo inteligente de la energía, los acerca a nuestras posibilidades de ahorro.